Comprensión de la Cirugía Asistida por Computadora

Un Gran Paso en el Reemplazo de Articulaciones (Continuación)

Posibles Beneficios de la Cirugía Asistida por Computadora
Existen varios posibles beneficios para quienes se someten a un reemplazo total de articulaciones mediante una cirugía asistida por computadora:

  • Está diseñado para ayudar a su cirujano a colocar los implantes articulares con precisión, lo que puede prolongar la vida de su reemplazo articular.1
  • Reduce el riesgo de dislocación y de cirugía de revisión.1
  • Esto tiene como consecuencia una mayor estabilidad y una mayor amplitud de movimiento.3,4
  • Ayuda a mejorar el funcionamiento general de su reemplazo articular.4

La cirugía asistida por computadora permite utilizar técnicas quirúrgicas menos invasivas, lo que tiene varias otras posibles ventajas, tales como:

  • Menor pérdida de sangre durante la cirugía, lo que reduce la necesidad de realizar una transfusión de sangre;8
  • Recuperación más rápida;7
  • Menos días de hospitalización;6
  • Rehabilitación física postoperatoria más corta;7
  • Menos cicatrices.5,7

¿Qué ocurre durante la cirugía?
La tecnología de navegación de Stryker utiliza dispositivos con fines de seguimiento especiales, brindando a su cirujano una comprensión integral de la mecánica de su articulación en el quirófano. Provisto de esta información, su cirujano puede realizar ajustes de fracciones de grado, lo que ayuda a asegurar que su nueva articulación tenga la estabilidad y la amplitud de movimiento necesarias para que un reemplazo sea exitoso.

Específicamente, la tecnología utiliza los últimos avances de la ciencia y de la ingeniería informática para que el procedimiento sea más preciso que la cirugía de articulaciones sin ella. Mientras el cirujano mueve un instrumento dentro de la articulación, los rastreadores infrarrojos especiales calculan su posición y los instrumentos inalámbricos inmediatamente transfieren los datos a una computadora que se encuentra en el quirófano. Luego, esta información aparece en la pantalla como un modelo interactivo de la anatomía o "plano" que entrega al cirujano todos los ángulos, líneas y medidas de su anatomía específica.

El cirujano reemplazará entonces el hueso dañado con componentes articulatorios artificiales nuevos, a menudo denominados prótesis o implantes.

Los implantes articulares están diseñados para actuar como réplicas de las articulaciones normales y saludables.

Con algunas técnicas el cirujano utilizará clavos para sujetar marcadores alrededor del lugar de la incisión en la articulación. Estos marcadores de posición temporales entregan a la computadora información clave y pueden hacer que la cirugía sea aún más exacta; sin embargo, implica que posiblemente tendrá otras cicatrices en los lugares donde están los clavos. Las tecnologías emergentes y las técnicas alternativas pueden reducir la cantidad de incisiones y, en consecuencia, reducir las cicatrices. Hable con su médico acerca de estas técnicas.