Cómo Funciona Su Clavo Intramedular

En Casa ¿Qué hago de ahora en adelante?

Antes de que le den el alta, asegúrese de solicitar un plan de recuperación domiciliario. Si luego tiene alguna pregunta, comuníquese directamente con su cirujano. La siguiente información puede ayudarlo a hacer la transición a su casa sin problemas, mientras su fractura sana.

¿Qué cuidados debo tener con las zonas de incisión que están sanando?
Quizás le resulte útil solicitar la ayuda de un amigo o miembro de la familia mientras se adapta a autosuministrarse cuidados en su casa. Necesitará un paño o apósitos de gasa limpios, jabón común, agua y toallas limpias, y una ducha o un atomizador para limpiar y proteger sus zonas de incisión mientras están sanando. La mayoría de los pacientes prefieren utilizar la ducha en el baño, pero usted puede utilizar un lugar donde se sienta más seguro y tenga acceso a una ducha manual o un atomizador.

Esto es lo que su médico habitualmente le aconsejará:

  1. Distribuir todos sus insumos sobre una toalla limpia para tener fácil acceso a ellos.
  2. Sentarse en una banqueta dentro de la ducha, o utilizar la ducha manual o el atomizador en el lavabo.
  3. Lavarse las manos.
  4. Quitar las vendas de las zonas de incisión.
  5. Limpiar cuidadosamente cualquier resto de sangre seca con un apósito de gasa limpio ligeramente humedecido con solución salina.
  6. Examinar las zonas para controlar que no haya signos de infección como, por ejemplo, enrojecimiento, secreción excesiva o prolongada , o pus. Es normal ver alguna secreción clara y/o teñida de sangre durante los primeros días posteriores a la cirugía, mientras la incisión se está cerrando.
  7. Colocar un vendaje nuevo y seco sobre la zona y sujetarlo bien.
  8. Una vez que la incisión se haya cerrado y toda la secreción haya cesado, no es necesario que se reemplacen las vendas y la zona de incisión puede quedar al aire libre.
  9. Humedecer las zonas de incisión con agua tibia.
  10. Limpiar las zonas con jabón y agua, utilizando un apósito de gasa o un paño limpios.
  11. Quitar todo material duro e irritante de la herida.
  12. Lavar todo nuevamente.
  13. Secar la piel con una toalla o gasa limpias.
  14. Dejar que toda secreción restante se seque.
  15. Si la zona todavía segrega, colocar sobre la misma un apósito de gasa limpio y seco y sujetarlo bien.

¿Qué precauciones debo tomar?
Aunque su hueso no está completamente sano todavía y debe tener en cuenta las precauciones indicadas por su cirujano como, por ejemplo, evitar actividades que pudieran causarle una caída; es probable que su médico le aconseje realizar la mayor cantidad de movimiento normal posible. Su médico le aconsejará de acuerdo a su lesión y su recuperación. Recuerde las instrucciones de su cirujano ortopédico en relación con la movilidad, las actividades en las que se sostiene el peso corporal y la fisioterapia.

Precauciones Adicionales que su Cirujano Puede Sugerirle:

  • Tener cuidado con las escaleras, las alfombras y los cordones desatados de los zapatos.
  • Evitar el contacto con los animales.
  • Evitar el contacto con el polvo y la suciedad.
  • Evitar el manoseo innecesario de sus zonas de incisión.

¿Qué debo hacer si sospecho que tengo una infección cutánea?
Aunque siga todas las precauciones, la piel que rodea las zonas de incisión puede infectarse. Los síntomas de infección incluyen el enrojecimiento y/o la hinchazón local de la piel, dolor y fiebre. Si estos síntomas evolucionan, comuníquese con su médico. Es posible que necesite antibióticos orales para controlar la infección.

¿Le quitarán el clavo?
En general, luego de un año los tejidos blandos mejoran y la fractura sana lo suficiente como para que su cirujano ortopédico le quite el clavo intramedular. Cuando su médico decida que es el momento adecuado, le podrán quitar el clavo en un centro de cirugía menor o ambulatoria.

Luego de la extracción de su clavo intramedular, usted deberá tener los mismos cuidados con las zonas de incisión que tuvo cuando se le implantó el clavo.

Para obtener más información, comuníquese con su médico.


Referencia:

1. Thomas Mueckley, Oliver Gonschorek y Volker Buehren, "Compression Nailing of Long Bones," European Journal of Trauma, 2003; 29:113-28.